lunes, 26 de septiembre de 2011

Domingo entre estrellas

Con esta tarta disfruté de lo lindo, de verdad ; tanto como sufrí. Me apetecía modelar una figura humana porque hasta ahora con lo único que me había atrevido era con juguetes y ositos, y ya iba siendo hora de  tirarme a la piscina. Además había visto muchas veces tartas con estrellas modeladas y clavadas en palitos, que le dan una altura preciosa a la tarta. Como siempre Megasilvita fue una grandísima inspiración. El bizcocho es de yogur (receta de mi madre de nuevo) de coco, con coco rallado y unas gotas de esencia de coco para darle un sabor hipercocolateado (jeje), cortado en tres capas; una capa de relleno era de crema de nata con coco y otra de crema fría de chocolate, y la misma crema de chocolate para la cobertura. Primero pensé en modelar unas nubes para cubrir la parte superior de la tarta, pero luego pensé que quizá quedaría bien simplemente cubriéndola con coco rallado, y me gustó el resultado. ¡Parecía que Domingo flotaba sobre nubes de algodón!

La lunita y el pijama del bebé son del color celeste que se repite en todas las tartas

La posición inicial de la luna no era tumbada al lado del bebé, en breve os desvelaré por qué cambió de sitio . . .

Domingo con su osito
La postura del bebé no es casualidad, se me ocurrió hacerlo durmiendo en su postura favorita, y resultó que la mamá, cuando vio la tarta, en lo primero que se fijó fue precisamente en éso. ¡Me encantó su cara de sorpresa!
Ahora vienen un par de explicaciones, atentos a la siguiente foto:


¿Veis algún detalle que os llame la atención? Una pista : en la luna . . . ¡Esos tres agujeros horripilantes en la base de la lunaaaaaa! Os cuento : la lunita iba también en vertical, entre las estrellas. Llegado el momento del montaje la coloco en su posición, me giro a coger la cámara de fotos y . . . ¡la luna se escurría por el palito! Corriendo voy a buscar más palitos porque la parte racional de mi cerebro piensa: "Claro, tonta, no puedes esperar que la luna, con lo que pesa, se sostenga con un palito sólo, igual que las estrellitas"; voy y le pongo tres palitos, ahora sí, ya está, preciosa (aunque con muchos palos, pero qué se le va a hacer). De nuevo voy a buscar la cámara de fotos y... ¡HORROR! Los palitos estaban atravesando la luna, ¡nooooooo! Desesperación, ataque de nervios, no llegamos a la ceremonia, qué hago ahora, yo quiero la lunita de pie, pero no se aguanta... ¡Tumbada! Pongo la luna tumbada, y se acabó. Después de todos los nervios que he pasado esta semana, no voy a desesperarme por algo así. Y, efectivamente, ésa es la respuesta al enigma "¿Por qué diablos tiene la luna tres agujeros en el culo? Por todo ésto, ahí van un par de recomendaciones, para que no cometáis mis mismos errores, si sois tan novatas como yo, claro:
-Modela SIEMPRE las figuras con, al menos, dos días de adelanto. Éso te permitirá: a) cambiar de opinión si el resultado no es el que esperabas; b) modelar otra figura si se te estropea la primera y c) QUE SE ENDUREZCAN LO SUFICIENTE PARA QUE NO SE ROMPAN AL MANEJARLAS como, en mi caso, al pincharlas para ponerlas de pie en la tarta. El problema que tuve con la luna fue que se había endurecido un poco por fuera, pero no por dentro, y el propio peso de la figura hacía que los palos la traspasaran.
-Prepara con antelación el diseño de tu tarta, haz un boceto y no lo modifiques demasiado, a saber: cambié de opinión sobre esta tarta tres veces, primero iba a hacer un fondo marino (al papá le encanta el submarinismo y todo lo que tenga que ver con el mar); después pensé en modelar un bebé con sus juguetes (de hecho ya tenía los juguetes en miniatura preparados, menos mal, porque los usé para una tarta sin lactosa de última hora para ese mismo día). Al final me decidí por esta última idea, pero claro, tenía que modelar todas las figuras.Y ése fue el error garrafal que me llevó al borde del delirio la misma mañana de marras.
Que conste que mis reposteras favoritas, a las que les había hablado del "Proyecto Domingo", me habían recomendado modelar con antelación y planificarlo todo bien, pero yo soy así de deseperá. qué se le va a hacer . . . Perdonadme, chicas, prometo seguir vuestros consejos al pie de la letra. Es sólo que a veces sale la niña que hay en mi, y tengo que experimentar, ya sabéis, comprobarlo por mi misma.
Bueno, hasta aquí llegó el tostón, espero que os guste. ¡A disfrutar de la vida!

8 comentarios:

lacasitadeazucar dijo...

Ohhhhhhhhhhhhhhh ¡Qué ternura!

Conchi dijo...

Gracias, guapa!

Juana y Tito dijo...

Hola preciosa Conchi!!!..que bonita tarta hiciste!!!..me encanta la decoración que hiciste!!!..y la postura del bebe durmiendo es tan tiernaaaaaaa!!!!!!!:)
muchos besitos salseros linda!!
Juana

Conchi dijo...

Juana, amoreee! Gracias por tus palabras, eres un solete, besos!

ANGELA dijo...

que decoración tan chula, me encantan las estrellas!!1

Conchi dijo...

Gracias, preciosa. Así da gusto, sois tod@s geniales dando ánimos para crear cositas nuevas! Besos!!!

el blog de mis mil galletas dijo...

Qué bonita!!! Me encantan las estrellitas y la postura del bebé está genial..me recuerda al mio que también dormia así.

Conchi dijo...

Muchas gracias, guapa, y gracias también por devolverme la visita!!!

Publicar un comentario